Economía y finanzas en tiempos de coronavirus

Al margen del aspecto sanitario, que es por supuesto el importante, esta crisis nos está arrojando importantes conclusiones sobre la economía y finanzas de todos nosotros.

Insisto en que, por supuesto, los aspectos relativos a la salud son los más importantes, pero de eso poco puedo yo hablar y decir.

Lo que sí voy a comentar es la cuestión que encuentro clave en toda esta situación por lo que tiene que ver a economía y finanzas.

Una cuestión común y extrañamente coincidente en todos: gobiernos, empresas, autónomos, particulares…

A todos les une un punto en común, un punto que se ha puesto de relieve en esta crisis y que ha unificado a todos. Y un punto muy preocupante que yo, de verme afectado, correría enseguida a solucionar.

¿Cuál es ese punto en común? Algo muy simple: nadie tiene un euro.

Todo el mundo está pelado. Se para la actividad unas semanas y la gente tiene la cuenta a cero. La gente, las empresas, el gobierno… Nadie está en condiciones de hacer frente a un infortunio, nadie tiene para salir adelante… Y todo el mundo está esperando que los gobiernos aprueben medidas, es decir que les den dinero, que es lo que quiere la gente, porque solos no pueden seguir.

La cuestión es que los gobiernos están peor que ellos.

Pero vayamos por partes: gobiernos, empresas, autónomos y simples particulares. Para todos ellos:

Economía y finanzas en tiempos de Coronavirus

Gobiernos

Los que viven en el país de las hadas y los unicornios piensan que la cosa es como sigue:

  • Los gobiernos recaudan impuestos.
  • Con ellos pagan los servicios públicos y, lo que les sobra, lo ahorran. Lo meten en una hucha o algo así.
  • Con lo que ahorran hacen frente a las calamidades cuando vienen y ayudan a las personas.

Pero eso es en el país de las hadas (y los unicornios).

En los demás, en el nuestro por ejemplo, o en el mío, España, la cosa es como sigue.

La economía y finanzas de los gobiernos

El gobierno (el que sea, me da igual) recauda impuestos y no pocos (va con la naturaleza de todo depredador).

Se los gasta por completo porque no sabe gestionar (si estuvieran en la empresa privada estarían en la calle desde hace mucho).

Como le sigue faltando se endeuda en los mercados internacionales. Es decir, se financia, pide préstamos y paga intereses y endeuda al país y todo eso. Insisto, porque es importante, en que eso es después de haberse inflado a cobrar impuestos.

Cuando viene una calamidad, a pesar de todo lo que ha recibido vía impuestos y deuda, sigue sin tener un euro y necesita endeudarse todavía más.

Cuando viene el problemón, ahora por ejemplo, los gobiernos se gastan cientos de miles de millones de euros en aprobar planes y medidas para ayudar a la gente y las empresas. Esto no lo voy a criticar ni a juzgar, no entro ahí, en si es bueno, malo o regular.

Pero esos cientos de miles de millones de euros que está claro no tiene debe financiarlos, es decir endeudarse. ¿Me sigues?

En los mercados internacionales nadie te da un euro porque te conoce. A un estado en bancarrota, con la deuda pública igual o superior al PIB y unas dotes gestoras de primero de primaria, nadie le va a prestar dinero. Y si lo hace, lo hace a precios desorbitados.

Como los estados entonces no se pueden financiar, para evitar el caos total y absoluto y supremo y la madre de todas las batallas y el lío total y ahora sí que se ha armado buena, acude el Banco Central Europeo (en nuestro caso) y éste compra la deuda.

Al Banco Central Europeo le da exactamente igual lo que le pidan o lo que tenga que poner, porque tiene una maquinita de hacer dinero. La da a un botón y salen billetes. Puede imprimir tantos como quiera. Nadie le tose y tiene la propiedad de la maquinita.

¿Qué es lo único que puede ocurrir? Que dentro de unos años (porque esto sigue y sigue, crisis tras crisis) el dinero no valga nada. Hay tanto dinero que no vale nada. Igual para comprar una barra de pan tenemos que pagar 3 millones de euros, que serán, no obstante, como los 40 céntimos de hoy.

¿Qué es lo que quiero decir en cuanto a economía y finanzas de los gobiernos?

Pues nada, que esto es un desastre. Por más que se recaude los gobiernos no tienen nada, están pelados, necesitan endeudarse constantemente y, para evitar una bancarrota mundial que suma al planeta en la pobreza más absoluta, hay que recurrir a imprimir dinero que no vale nada, dinero de mentira, dinero ficticio, dinero no respaldado por nada. Dinero que es una completa estafa porque es dinero que no existe. Que tiene el mismo valor que esto:

Y si quieres aprender más de este tema, no te pierdas mi artículo sobre la gran mentira del dinero.

Economía y finanzas en sociedades mercantiles y autónomos. O sea, empresas en general

Esto que voy a decir a mí no me lo ha enseñado nadie. Y no es que lo sepa yo porque soy muy inteligente, sino porque de tan básico que es cae por su peso.

Yo de siempre he sabido (de hecho hasta mi hija de 5 años creo que lo sabe) que con el dinero que gana una empresa, es decir con su beneficio, es bueno hacer dos cosas:

→ Reinvertir una parte para que la empresa siga creciendo y ganando dinero,

→ Y ahorrar otra parte para el caso de que vengan problemas o dificultades.

Instintivamente eso he hecho siempre y por eso siempre he ido creciendo (más o menos, pero nunca he estado peor que antes) y por eso siempre he tenido dinero ahorrado por lo que pudiera pasar.

Eso, ya digo, instintivamente. Es decir, no he estudiado economía, finanzas y todo eso en la universidad. No tengo ninguna carrera de esas ni he hecho cursos de economía.

Por contra, otros han dedicado 4 ó 5 años universitarios a aprenderse libros de memoria, después de la carrera han hecho masters, post masters, pre masters, híper masters… y más cursos de todo, se han puesto un título de CEO o similar… y han llevado a sus empresas a la ruina.

Empresas

Yo, sinceramente, no entiendo cómo una empresa de las grandes, de las que factura e ingresa cantidades ingentes y paga sueldos estratosféricos a sus CEOs, tiene que estar endeudándose constantemente y llega una crisis y no tiene ni para el mes siguiente.

Y puede ser una crisis en la que llevemos semanas, como esta, pero ya hay empresas en esta situación. No tienen nada.

Me parece muy, muy fuerte, y sinceramente no entiendo nada. Si alguien lo entiende, por favor que lo diga en los comentarios y así nos ilustra a todos.

Autónomos

El caso de los autónomos es parecido, pero con otro matiz.

En el país de las hadas (y los unicornios), uno quiere ser libre, independiente, tener su propio negocio, ser freelance, no tener jefe, etc. etc.

Acto seguido se da de alta en autónomos (o como se llame en tu país), se infla a trabajar, se estresa, paga sueldos, tasas, impuestos (cómo no), llega tarde a casa, le salen urticarias… y cuando llega final de mes no tiene un euro en la cuenta.

Me remito a muchos fontaneros, carpinteros, fruteros… que pululan en nuestra sociedad del bienestar. Después de inflarse a trabajar llega final de mes y no tienen un euro en la cuenta.

Lo estamos viendo ahora. Las asociaciones de autónomos estaban diciendo hasta ayer mismo que llegaba el último día del mes, había que pagar la cuota, 300 euros más o menos, y había autónomos que no tenían ese dinero en la cuenta.

Permíteme que repita, porque me sirve a mí también para recordar que esto es real: después de matarte a trabajar no tienes 300 euros en la cuenta.

Entiendo que al principio de la actividad te pase. Vienes del país de las hadas, no conoces el mundo real, te enfrentas a la cruda realidad, te pegas el tortazo… Pero llega un momento en el que tienes que reaccionar.

Si sigues sin tener 300 euros en la cuenta, o tienes que cambiar de actividad, o tienes que hacerte muchas preguntas, o tienes que implementar criterios de productividad, o tienes que sistematizar y automatizar… ¡Tienes que hacer algo!

Pero lo que no puedes es seguir mes tras mes quejándote de lo dura que es la vida y de que no das abasto.

Para mí la vida no es dura, ni mucho ni poco. Si algo no me funciona lo dejo de lado y paso a otra cosa. Pero el dinero que no me falte.

¿Tienes un activo que genera ingresos? No, tienes una cárcel.

Y repito que al principio te puedes equivocar. No pasa nada, todos somos humanos, yo tampoco he acertado siempre a la primera. Pero debes reaccionar y extraer conclusiones.

Porque luego llega la crisis de lo que sea y el autoempleado no tiene nada ahorrado, no tiene dinero en la cuenta.

Si es porque no gana, malo.

Y si es porque gana, pero se lo gasta, peor.

Qué mundo, Dios mío… Sigo sin entender nada.

Particulares

Y llegamos a la joya de la corona. El particular, el ciudadano de a pie, el ilustre miembro de la masa, el ser humano normal y corriente, o sea el paga impuestos, el que cobra una nómina también llamada salario o jornal, el que con tener para pasar el mes le sobra.

Y claro, ¿para qué va ahorrar? ¡Qué preguntas…!

Los gobiernos están adoptando en esta crisis medidas para ayudar a los particulares a pagar el alquiler y cosas básicas. Les van a dar créditos a cero interés, moratorias, etc. Porque claro, el particular no tiene un euro, no tiene nada ahorrado, no sabe qué es eso de ahorrar, no sabe que en el futuro puede haber problemas…

¿Qué es lo que yo veo? Y lo que no entiendo, por supuesto (recuerda que yo vengo de un planeta lejano y me dedico a observar lo que acontece en esta parte del universo llamada planeta tierra).

Lo que veo es que el homínido de estas tierras, el que en su día fuera Homo sapiens ancestral y hoy ya es Homo sapiens civilizado, con móvil, tablet y todo eso, hace lo siguiente:

→ Trabaja para otros, es decir depende de otros, encomienda su vida a otros, no tiene autonomía, le gusta recibir órdenes, que le manden.

Antonio, pon esas cajas allí.

Antonio, mañana a las 9…

→ Lo hace por lo general (por lo que veo) en cosas que detesta. Por eso se queja, refunfuña, critica al jefe en el bar con los amigotes y todo eso.

→ Anhela, suspira y mataría porque llegue el fin de semana para empinar el codo y ver en televisión una cosa curiosa donde las haya: grupos de hombres semidesnudos dando golpes y patadas a una cosa redonda (algo que debe gustar mucho porque viene siendo en este planeta una práctica homínida desde tiempos inmemoriales, esa de dar patadas a cosas redondas).

Y claro, el homínido no tiene nada ahorrado. No tiene un euro, no tiene un dólar, un centavo, un céntimo, un clavo…

Qué pena de hombre. Obedecer órdenes haciendo cosas que detesta para no tener nunca dinero. Y espera que el gobierno de turno se lo dé para poder pasar unas semanas más, para aguantar unas semanas más. Que se lo dé el gobierno, que tiene menos que él….

Quizá soy muy simple, muy básico, pero no entiendo nada.

Economía y finanzas para el futuro o hasta aquí hemos llegado

Quiero transmitirte desde mi corazón, desde lo más profundo de mí, desde lo más grande que hay en mí hasta lo más grande que hay en ti, y que es lo mismo, una serie de cosas.

(Inciso: ahora ya no soy un ser estelar recogiendo muestras de campo en el planeta tierra. Ahora soy un ser divino, al igual que tú, de viaje, tránsito y experiencia en este planeta, hasta que acabe el periplo y volvamos a casa con las enseñanzas recibidas)

Lo que quiero decirte es lo siguiente:

# 1 A nivel global esto no hay quien lo arregle

Lo digo muy claro, como lo siento. Me sería muy fácil decir que hay que ser positivos, que el futuro será mejor, poner en Facebook fotos de flores con frases bonitas y todo eso. Pero no, prefiero ser sincero. Esto ni hay quien lo arregle, ni tiene remedio ni solución.

No lo tiene porque a nivel global, el planeta, el estado, el país es el resultado del nivel evolutivo de sus habitantes, es el reflejo del estado de conciencia de sus habitantes. No depende de que un gobernante haga más o menos. El gobernante es reflejo del pueblo. El gobernante no tiene un euro porque ni las empresas ni los particulares de su pueblo tienen un euro.

Eso es así y poco más tengo que decir y no hay más preguntas, señoría.

# 2 Tu trabajo lo tienes contigo

Obvia lo que te rodea, lo que hagan los demás, las medidas que tome el gobierno… Actúa, piensa y decide por ti.

En medio del desastre puedes brillar con luz propia y conseguir ser un oasis en el desierto, un rayo de sol en medio de la tormenta.

Yo no soy ejemplo de nada, tengo múltiples defectos y en absoluto soy quien para dar lecciones. Pero te digo una cosa. Nunca he tenido problemas económicos porque me he preocupado de ahorrar, de crecer y de hacer lo que consideraba correcto en cada instante. Con conciencia, libertad, autonomía, independencia y decisión. Y si yo puedo, tú puedes porque no hay nada que te diferencie de mí.

Y ahora sí que pongo la frase de autoayuda.

# 3 La clave es el ahorro

Seas empresa, autónomo, cuenta ajenista… da igual. Tienes que ahorrar porque el futuro no es que no vaya a ser mejor, es que puede ser peor. Aquí tienes, por ejemplo, este artículo sobre la nueva crisis que se avecina.

Y puede serlo porque la vida es sabia y si el ser humano no sabe aprender las lecciones volverá a dar más toques. Y el ser humano no va a aprender las lecciones porque, como hemos dicho anteriormente, su nivel de conciencia no le da para más. Tiene el estado evolutivo que tiene y poco puede sacar de ahí.

Así pues, ahorra, ahorra lo que puedas, más, menos… Y cuando vengan infortunios no tendrás que mendigar una ayudita de nadie ni estarás pendiente de si el gobierno aprueba medidas o no. Te dará igual, como a mí. Y estarás a lo tuyo.

# 4 Esto no es ser insolidario con los demás

Esto no es ser insolidario con los demás. Es la mera aplicación del principio de responsabilidad: cada uno es responsable de lo que hace.

Si ahorras, tienes.

Si no ahorras, no tienes.

Confírmame, por favor, en los comentarios, que se entiende.

También se le puede denominar principio de causa efecto, principio de acción reacción… Es decir, según haces recibes o a todo acto le sigue su consecuencia.

Y sí, creo firmemente que cada palo debe aguantar su vela porque aquí no hay nadie que sea menos que nadie, ni nadie que parta en situación de desventaja. Y cada uno debe aprender sus lecciones y nadie debe interferir en el camino evolutivo de nadie. Hay excepciones, sí, y matices, pero eso otro día porque esto ya se está haciendo muy largo.

# 5 Todo pasa por algo

Y si no se aprende vuelve a pasar hasta que se aprenda.

No hay castigos, sino lecciones, y no hay problemas, sino retos y aprendizajes.

Te invito a que extraigas tus propias conclusiones, a que tomes conciencia de tu situación y a que implementes en tu vida (personal, económica…) las medidas que consideres necesarias para que el futuro económico no te golpee.

Y si te preocupa mucho el planeta, y tu país y todo eso, recuerda que la mejor manera de ayudar empieza por uno mismo. No utilices la excusa del planeta para enfocarte en otra cosa y no mirar en ti.

Si quieres aprender maneras efectivas de ahorrar, puedes leer este artículo.

Y ya para nota, si quieres saber por qué, después de ahorrar, debes hacer algo más, puedes leer este otro.

Si te gustan más, no obstante, los artículos formales de los periódicos sobre consejos para la economía y finanzas personales en estos tiempos de crisis y todo eso, aquí tienes este otro.

Y si quieres escucharme en vídeo con un resumen de lo que hablo, aquí tienes el enlace.

Recuerda que todo lo que he dicho está inspirado por mi vibración más alta y por mi deseo de que te ayude a transitar en esta existencia.

Cuídate. Recuerda que somos lo mismo.

Ah, y por favor, comparte, anda… ?.

The following two tabs change content below.
Escritor, formador y emprendedor. Hablo de libertad financiera, ingresos pasivos, infoproductos, crecimiento personal, talento y conocimiento. Me encantaría ayudarte a llegar a ese lugar en el que eres realmente tú y puedes generar riqueza. Mi lema: somos creadores, somos libres. También: libertad personal + libertad financiera = libertad total. (Si no quieres perderte nada, te invito a formar parte de la comunidad aquí).

57 comentarios en “Economía y finanzas en tiempos de coronavirus”

  1. Hola Agustín, no entendí muy bien este post, es un poco confuso. Primero dices que el dinero no valdrá nada y luego dices que hay que ahorrar dinero. Si ahorro dinero, este perderá valor, entonces para que guardar si todo va a subir?? Osea qué podemos hacer?

    Responder
    • Hola Diego. Entiendo que pueda parecer contradictorio, aunque yo más bien diría que paradójico.

      Que el dinero cada vez valga menos es una obviedad. Ha pasado siempre y con mayor motivo va a seguir pasando ahora. Evidentemente, si cada vez creas más dinero en circulación, o lo imprimes como si fueran fotocopias, pues cada vez vale menos, está claro, porque no está respaldado por nada, como ocurría antes cuando el oro respaldaba al dinero.

      Pero paradójicamente, siendo necesario ahorrar, que lo es, no tienes otra cosa para ahorrar que no sea dinero. Es lo más líquido que hay. No vas a acumular lingotes de oro, piedras preciosas, joyas. Porque cuando tengas que pagar el alquiler del mes no vas a ir al casero con el anillo de tu madre en la mano…

      La solución está en que, además de ahorrar, tienes que crear flujos de efectivo, es decir cantidades de dinero que lleguen a ti con regularidad gracias a los activos que hayas creado. De esta forma, el dinero que recibes tiene el valor que tiene en ese momento, al contrario del dinero que tengas «guardado».

      Y por supuesto, tampoco recomiendo guardar y guardar dinero en cajones. El dinero puede y debe invertirse en activos estables y generar más dinero.

      Espero haberte aclarado un poco. Te mando un abrazo.

      Responder
  2. No puedo estar más de acuerdo contigo Agustín, en todo lo que expones en este artículo lo suscribo totalmente. El problema radica en la educación recibida, pero uno siempre está en disposición de mandar todo a tomar por saco y reinventarse, sin embargo es más fácil llorar y pedir limosna, lo mismo que el gobierno. Ahora todo el que llora le recomendaría lectura de el cuento la cigarra y la hormiga.

    Responder
    • Gracias, Manuelo. Claro, lo fácil es pedir y que te den; mientras siga existiendo alguien que te de, para qué vas a hacer, sobre todo si estás en un trabajo que detestas…

      La educación recibida crea improntas y huellas duraderas en nosotros, pero hay que estar ahí para saber salir y formar tu propio camino y tu propio criterio. La educación, o el entorno, o los genes… nunca pueden ser excusa para no actuar.

      En mi educación concreta recibida, hay cosas que me han servido y cosas que no; las que no, han dejado su huella, están ahí, las reconozco en algunos tics o actitudes mías, pero tampoco dejo que me dominen… Tampoco soy de culpar para nada a los padres, las escuelas… porque todo el mundo ha hecho lo que ha podido, en la medida de sus circunstancias y posibilidades. Y gracias a ellos, a ese pasado, nosotros somos ahora lo que somos.

      Un abrazo. Cuídate.

      Responder
    • Hola Agustín.Afortunada mente yo también puedo pasar esto sin ahogarme.El problema viene cuando la hormiga paga los copas rotas de la cigarra

      Responder
      • Hola Jesús, me alegro mucho.

        Ciertamente es una injusticia tener que cargar con las consecuencias de quienes no hacen las cosas correctamente. Por eso siempre digo que cada uno puede hacer lo que quiera, pero luego asumir las consecuencias, no trasladárselas a otros.

        Un abrazo.

        Responder
  3. Gracias por el articulo Agustin.
    Muy bien explicado aunque muchos no quieran reconocer la situacion.
    Me ha gustado el tema de papa estado como dice Carlos Galan.
    Dices que el articulo es largo pero es un pequeño resumen porque no hablas de los intereses de cada uno corrupcion y muchas cosas mas.
    Gracias

    Responder
    • Gracias, Javier, por tu comentario, y por citar a Carlos Galán, gran amigo y compañero, al que admiro y valoro.

      Pues no puedo hablar de corrupción y todas esas cosas, porque por un lado no es tema de este blog, y por otro tampoco tiene sentido hablar de algo que está en el gobierno y en toda la sociedad, porque quién esté libre de pecado que tire la primera piedra. Yo insisto en que si un gobierno es así o asado es porque el pueblo es así, porque el pueblo vota aquello con lo que se identifica. Y el gobierno, para seguir ostentando el poder, tiene que hacer lo que agrade a ese pueblo, es decir tiene que comportarse como él…

      Cuídate mucho.

      Responder
  4. Se te entiende alto y claro. A mi me pillaron en la anterior crisis…y me valió para aprender para situaciones como ésta. La clave como dices, es cubrirte las espaldas por lo que pueda pasar.

    Responder
    • Genial, Lau mau. Efectivamente, dado que no puedes prever lo que va a pasar,porque no depende ti, pues ocuparte de tener las espaldas cubiertas por si vienen contratiempos.

      Un abrazo y suerte en todo.

      Responder
  5. Te agradezco el intenso escrito que has realizado,mi parecer es que ni tanta empresa está tan mal ni tantos autónomos está sin un duro. Reconocco que una parte importante tenga el problema de cash que comentas, el grave problema que yo percibo y lo comento porque constantemente en mi entorno laboral y personal hay una nula educación financiera y educación fiscal que tienen la mayoría de autónomos y sobre todo particulares,sin esas dos educaciones no hay forma de avanzar en un mundo globalizado,consumista y capitalista. Me sabe muy mal el problema económico que va a padecer una gran parte de los ciudadanos.

    Responder
    • Hola Jose. Efectivamente hay un gran problema económico que va a sufrir una gran parte de los ciudadanos. Mejor dicho, que ya lo está sufriendo, porque fíjate que llevamos apenas unas semanas de tinglado de éste y mira ya cómo está todo el mundo: que si esperando la ayuda para pagar el alquiler del mes, que si a ver si le retrasan el pago del autónomo…

      A ver, hay gente que, es cierto, está bien y se queja de vicio, por quejarse, o por mimetizarse con el personal. Claro, cuando vas al bar y todo el mundo despotrica, a ver qué haces, no te vas a poner a decir: veamos, cada uno es responsable de lo que hace, cada uno lleva una mochila y lo que hay en esa mochila lo ha puesto él… Te corren a correazos ?.

      Esperemos que sea más como tu dices, y que al final no se líe tan gorda.

      Un abrazo y mucha suerte.

      Responder
  6. Buenas noches. Ante todo, déjeme decirle, señor, que yo andaba en el mundo de los unicornios antes de leer este post. Creo entender varias cosas, además me pondré a hacer lo que usted recomienda, no quejarme y buscar soluciones, oportunidades además de ahorrar.. Empezaré con eso….

    Responder
    • Muchas gracias, Emeliz, me parece genial lo que dices, tomar acción, buscar soluciones y empezar con un paso. Está genial, de verdad. Recuerda ante todo que todo lo que hagas y recibas depende de ti, y que en ti y desde ti está la fuente para empezar todo.

      Un abrazo.

      Responder
  7. Hola Agustín, llevo poco siguiendo tu blog pero ya he aplicado algún consejo tuyo abriendo una cuenta de ahorro mensual con Finizens, lo que sí llevo años haciendo, y creo que encaja con tus consejos, es considerar mi ahorro como un gasto…Llevo mis economia domestica con un Excel donde tengo apuntados todos los gastos fijos para cada mes y todo el año, así no hay nunca sorpresas ya que siempre sé exactamente cuánto llevo gastado. Y entre estos gastos hay una cuota fija del 20% de mi nómina para ahorro sistemático. Y este dinero, cada día 1 del mes sale directamente a otra cuenta. De este modo, es un dinero que no figura nunca como disponible para gastar…Un saludo y gracias por tus consejos.

    Responder
    • Madre mía, Wilfried, te mereces un premio, vas a ser mi ídolo, si estuvieras ante mí me postraría ante ti y te adoraría ?.

      Está genial todo lo que haces, te felicito de verdad y de corazón.

      Me gusta mucho la idea de considerar el ahorro como un gasto y lo de detreaerlo al principio y no al final, de lo que te sobra, que es lo que suele hacer la gente (la que lo hace, claro, que no es mucha); de esa manera nunca puedes decir que no te llega para ahorrar, porque empiezas ahorrando.

      Para mí esto del ahorro es que de sentido común. Yo no sé cómo puede vivir la gente sabiendo que a final de mes le quedan cero euros. Y con hijos, y pagando alquiler, o hipoteca… Madre mía, yo de pensarlo se me ponen los pelos de punta.

      Un abrazo.

      Responder
  8. Hola Agustín.
    Comparto mucho de lo que comentas en el artículo y sobre todo veo que lo escribes con tono diferente a otros y que te salen de la rabia de la situación y desde el corazón. Por ello, gracias.
    Después pienso que Cdo dices que el gobierno es como el pueblo, ¿ no crees que el pueblo se ha construido así por la actuación del gobierno? Por ejemplo regalando ayudas para que nadie se queje? Aquello de no des peces sino enseña a pescar, el gobierno prefiere dar peces que formar en finanzas al pueblo.
    Aunque me extienda mucho. Una pregunta, desde tu punto de vista. Que sectores o actividades pueden ser oportunidades para comenzar un negocio? Porque si todo el mundo va a estar “tieso de dinero”… no se, muchas cosas me rondan para dejar en un comentario breve. Gracias . Un saludo

    Responder
    • Hola Juan, pues mira, respecto a lo del gobierno y el pueblo, puede ser un poco de todo. Se juntan el hambre con las ganas de comer, o Roque tócame, Roque no me toques, o ellos se buscan y ellos se encuentran… En realidad el gobierno es elegido por el pueblo, luego el gobierno se supone que es reflejo del pueblo. Ahora, para que al gobierno le voten tiene que repartir pagas, subsidios y prebendas, que es lo que quiere la masa, que le den cosas. Si el gobierno no da, el gobierno no recibe votos y se les ha acabado la historia.

      Me gustaría saber qué pasaría si un gobernante se plantara delante de la gente y les dijera: señores, no hay dinero. Nunca lo ha habido, pero ahora es la primera vez que se lo digo. Y a partir de ahora cada uno va a tener que buscarse la vida y ser RESPONSABLE de lo que haga, sea más o sea menos.

      Respecto a sectores que puedan funcionar ahora o en los próximos tiempos, yo creo que el inmobiliario siempre es un activo que merece la pena, porque la gente tiene que seguir viviendo en sitios, no va a desaparecer de la faz de la tierra. Y después, todo negocio que NO suponga pagar alquileres físicos, tener empleados, etc. Dicho de otra manera: los negocios on line: cuando bajen los precios de todo, que bajarán, al menos que no tengas gastos y que puedas acceder a audiencias globales, como la española que son más de 500 millones de personas.

      Un abrazo y suerte para la que se avecina.

      Responder
  9. Me va a dar un tirón cervical de tanto asentir…

    Te agradezco el enorme esfuerzo que haces para transmitir esos conocimientos de finanzas personales. Este artículo (con sus valiosos enlaces) hay que compartirlo…

    ¡Saludos!

    Responder
  10. Hola Agustín! Yo soy de los que ahorra…pero si dices que van a empezar a fabricar billetes y que el dinero no va a estar «respaldado», ¿Cómo nos recomiendas tener nuestros ahorros? En una cuenta con IBAN extranjero, oro…Gracias!

    Responder
    • Hola Aurora. Felicidades por ahorrar.

      Si puedes, por favor, lee mi respuesta al comentario de Diego, porque en gran medida está contestada tu pregunta.

      No es que vayan a fabricar billetes, ¡es que llevan haciéndolo toda la vida! Quitaron el patrón oro para actuar a sus anchas, y lo llevan haciendo desde hace décadas. De hecho, en el capítulo I de mi Libro «La fórmula del éxito» ya cito este fenómeno, y lo escribí hace 5 años.

      Lo que ocurre cada vez más es que se «imprime» cada vez más porque hace más fata, según ellos, y porque si dejan de emitir billetes y dicen que se ha acabado la fiesta se les cae el chiringuito mundial entero. Chiringuito que es totalmente ficticio y sostenido por cañitas. No dura ni un mes.

      Por otro lado, No recomiendo ni oro, ni cuentas extranjeras ni cosas que excedan de lo meramente básico y simple.

      ¿Qué es lo que recomiendo, antes de que alguien me diga: Anda, bonito, di algo ?? Algo, como digo, muy básico y simple: de lo ahorrado o de lo que se vaya ahorrando, dos mitades al 50% (aprox, esto depende de las cantidades que cada uno tenga):

      Una mitad, ahorro sin más en un banco normal de tu país, con una cuenta normal de toda la vida;

      Otra mitad, inversión en activos automatizados, entre los que destacaría, por supuesto, alquileres de viviendas. Nada de abrir negocios tipo tiendas, restaurantes… Esclavitud garantizada. Sólo cosas en las que no tenga que hacer nada, cómodas, sencillas y pasivas. Y el resto, en la cuenta del banco, que si me hace falta dinero hoy voy y lo saco.

      Es simple, pero efectivo. De todas formas, de lo de ahorrar la mitad y la otra invertirla… otro día hablaré más en detalle porque hay múltiples matizaciones. Y lo del 50% lo he dicho un poco porque algún porcentaje hay que poner.

      Un abrazo y mucha suerte.

      Responder
  11. Gracias por el artículo, Agustín.
    Creo que más claro no se puede decir.
    Otra cosa es que «a quien corresponda» no lo lea. Y, para mí, «a quien corresponda» está formado (siguiendo con tu esquema) por:
    – Gobiernos que creen que el dinero crece en los árboles sin darse cuenta, como bien dices, de que los servicios que prometen y los regalos que hacen se financian con impuestos (que veremos quién puede pagar) y con más endeudamiento (que a ver en qué condiciones y de dónde viene)
    – Empresas y autónomos que con tal de que les llegue la financiación, ¿qué más da de donde venga? Ya me quejaré cuando me corten el grifo.
    – Particulares que, aunque parezca mentira, aún no han caído en la cuenta de que, pase lo que pase, seguirán sosteniendo el sistema, como Atlas sostiene el mundo.
    Lo que no termino de ver es de dónde saldrá el fisioterapeuta que consiga que a este Atlas no se le caiga el mundo por los suelos.
    Saludos y salud para todos.

    Responder
    • Gracias por tu comentario, María, realmente poco más puedo añadir, lo has dicho todo muy bien.

      Yo sé que «a quien corresponda» no va a leer este artículo, pero no pasa nada porque no todos hablamos para todos.

      Por eso yo decía en el post que a nivel global esto no tiene arreglo, habría que nacer de nuevo o crearse de nuevo el planeta tierra. Lo único que se puede hacer en cuanto a cambios o tomas de conciencia es a nivel individual.

      Va a ser todo un espectáculo contemplar cómo todo esto se desenvuelve y maneja a partir de ahora.

      Un abrazo.

      Responder
  12. Hola Agustin me parece muy acertado el post y sincero, yo estoy en lugar de los de la mayoría de gente de limosna y trabajar para otros y después quejarnos y juzgar, y lo que te han hecho creer trabajar para unos para después pagar deudas familia etc…….,y ya son muchos años con las mismas creencias pero como dicen nunca es tarde y para cambiar hay que cambiar por uno mismo, porque cuando te das cuenta la vida que dicen pasa y estas en el otro lado. Gracias

    Responder
    • Gracias por tu reflexión, Kike. Me gusta mucho lo de que la vida pasa, es verdad.

      Nunca he llegado a entender cómo se puede recomendar y considerar seguro el trabajar para otro, cuando, con todos los respetos, es lo menos seguro que hay. Cuando quieren te echan a la calle, no cuentas nada… ¿Qué tiene eso de seguro? Ciertamente es la mentalidad dominante y es lo que hay y el mundo que tenemos.

      Felicidades por tu toma de conciencia y un fuerte abrazo.

      Responder
  13. totalmente de acuerdo. No sé si has visto un vídeo de un pastor que comenta justo esta situación: él está tranquilo con el rebaño haciendo fuego porque hace frío y expresa que no entiende la situación de la gente. se compra bmw, audis,… se dan la vuela al mundo como Willy Fock y ¡Ahora no tiene un céntimo??? Increíble.!!!!

    Responder
    • No he escuchado la historia, no, Carmen, pero es ciertamente relevante, porque es lo que hace la gente: matarse a trabajar, gastar el dinero y quedarse sin un céntimo, para volver a trabajar y vuelta a comenzar de nuevo.

      A mí me parece genial que cada uno se gaste el dinero en lo que quiera, pero si luego tienes un problema y no te queda nada, es tu responsabilidad, no puedes ir a pedirle dinero a quién sí ha sido previsor.

      Un abrazo.

      Responder
  14. El nuevo orden debe funcionar sin los políticos, con una nueva institucionalidad que tenga normas creadas por el ciudadano común.
    Con el esquema actual seguiremos igual o peor.

    Responder
    • Hola Neptalí. Coincido plenamente en que con el sistema actual seguimos igual o peor.

      Lo de que no haya políticos, o como se les quiera llamar, la verdad es que es difícil porque sí, el ciudadano decide y dicta normas, por ejemplo en supuestos de democracia directa, pero luego lo que se decida tiene que ser gestionado y aplicado por alguien, alguien tiene que velar porque se cumpla… No es fácil, no le veo arreglo…

      Cuídate y un abrazo.

      Responder
  15. Hola Agustín, tu artículo es oportunísimo. A más de uno le va a impactar.
    Suscribo todo lo que dices. Felicitaciones por tu claridad.
    Lo acabo de compartir en mi facebook, aunque sea de modesta concurrencia.
    Un abrazo

    Responder
    • Gracias por tu comentario, Juana, y gracias por compartir. No te preocupes porque la concurrencia sea modesta o inmodesta :), nadie sobra y nadie es irrelevante y tú, como tantos otros, como los demás, eres una pieza fundamental del puzzle de la vida. Aunque sólo falte una pieza, el puzzle está incompleto. Todos estamos aquí por algo y todos tenemos algo que decir.

      Un abrazo.

      Responder
  16. Agustín gracias por el artículo… Pienso en parte similar, cada persona tiene que ser responsable consigo para que la sociedad continúe… aunque el ser humano no lo ha aprendido…como dices… el camino fácil, es que los demás te solucionen las cosas.
    Tengo una pregunta: en algún momento la economía se podrá innovar y podrá dejar de ser capitalista a ser una economía de sostenibilidad?

    Responder
    • Hola Jasmín, gracias por tu comentario. Es cierto que la mayoría está acostumbrada a que les resuelvan las cosas, incluso a considerar a los demás responsables de sus cosas, fíjate.

      Sobre el capitalismo, la sostenibilidad, etc., a ver:

      El sistema actual, llámese como se llame, no creo que cambie para nada a corto plazo. Eso no es ningún motivo para bloquearnos ni para echarnos a llorar, porque cada uno puede llevar su vida y su economía como mejor considere y ya está.

      No es que la economía pueda empezar a innovarse en algún momento, es que la economía ya está y desde siempre, desde los inicios del ser humano, innovándose constantemente, cada día, porque si no no existiría evolución y progreso. Lo que ocurre es que los cambios o innovaciones que deberían hacerse según el sentido común y el bien de todos, y que de hecho se hacen muchas veces, no trascienden ni tienen el peso suficiente porque enfrente, del otro lado, hay fuerzas mucho más poderosas que hacen todo lo posible para que todo siga igual.

      Se pueden llevar economías sostenibles en pequeños ámbitos, en pequeñas comunidades o sectores, eso es posible. Ahora, a nivel glogal…

      Sobre el capitalismo, y sin querer meterme en jardines, aunque creo que esto va a ser inevitable ?, habría que ver qué se entiende por capitalismo, porque:

      Yo, evidentemente, estoy en contra de un capitalismo salvaje, destructivo, asilvestrado, que no tenga en cuenta a las personas sino sólo al capital de las grandes corporaciones.

      Pero no estoy en contra de la iniciativa privada, ni de que quien hace se vea favorecido frente a quien no hace. Yo soy un firme partidario del principio de responsabilidad: cada uno tiene según hace y, en consecuencia, si no hace no tiene. Por eso no soy partidario de que los estados se queden con dinero de los ciudadanos que sí hacen para repartirlo, sin más, entre los que no hacen, con la supuesta finalidad de la justicia social, cuando precisamente eso me parece lo más injusto que hay.

      Cuídate mucho y un abrazo.

      Responder
  17. Por aquí Sonia.
    No puedo estar más de acuerdo contigo Agustín. Un post cargado de verdades.
    Me gusta que intentes mostrar la realidad, arrancando los velos que la cubren. A ver si despertamos y somos cada vez más las personas conscientes. En ocasiones me siento muy sola en este mundo que me mira raro. He optado por callar para no sentirme juzgada (maljuzgada más bien) aunque sé que no es una buena opción.
    La vibración empieza en uno mismo y se transmite a los demás, pero para ello alguien tiene que empezar.
    Gracias Agustín.

    Responder
    • Hola Sonia. Te agradezco mucho tu comentario, aunque solo fuera por tu preciosa frase de que «La vibración empieza en uno mismo y se transmite a los demás».

      Entiendo que puedas sentirte sola, como nos sentimos o hemos sentido casi todos alguna vez. La clave está en que eso no te importe lo más mínimo.

      Igualmente, juzgarnos nos van a juzgar, porque va en la naturaleza de la gente escasamente evolucionada, que son mayoría en el planeta. Pero nuevamente, que nos de igual. Yo lo que no puedo hacer es dejar de decir o hablar para que no me juzguen. Diré siempre lo que me apetezca, mientras haya alguien que me escuche. Y te animo a que hagas lo mismo, porque la voz de cada uno es necesaria en este mundo.

      Un fuerte abrazo.

      Responder
  18. ¡Buenas! Aquí Jaír, de EfectiVida
    Excelente Agustín, eres un crack. Y más allá de que aciertes o no (que creo que hoy lo has hecho de lleno), me encanta la manera franca y honesta que tienes de contar las cosas. A veces puede doler un pequeño bofetón de realidad, pero te despierta, que es lo que importa.
    Comparto mi situación por si sirve de algo, y para que alguno se eche unas risas.
    Llevo con un proyecto online, muy poco a poco, y cometiendo muchos errores (gracias por cierto por tu ayuda Agustín), unos dos años y medio. Hace un mes y medio me di de alta de autónomo para poder vender unos cursos de productividad que estoy ofreciendo. Por otro lado, llevo en una empresa 17 años. Con el confinamiento, llegó un ERTE en la empresa. Pero como soy autónomo, no lo puedo cobrar. Como tampoco facturo, porque acabo de empezar, tampoco gano nada. Y como mi facturación no ha caído, tampoco puedo dejar de pagar el autónomo ni acceder a ninguna ayuda.
    Ja ja ja
    Pero no lo digo en plan de queja. ¿Por qué? Porque tengo ahorrado. Me da igual si me pagan o no me pagan, o cuánto voy a recibir o cuándo lo van a hacer. Tengo para comer. Y mientras, sigo con el proyecto de mi web con más ilusión y más ganas que nunca.
    Hay una frase que dice: “Cuando baja la marea, se ve quién estaba desnudo”. Y la marea ha bajado como cuando viene un tsunami.
    No cuento lo anterior en plan orgulloso. Al contrario, a veces siento que he hecho el bobo. Pero es que precisamente tener ahorros te permite hasta eso: hacer el bobo de vez en cuando, arriesgarte un poco, pasar una mala racha.
    Así que, gran consejo: ahorra, invierte, y re-invierte, y vuelve a empezar.
    Gracias por ese análisis Agustín.
    ¡Saludos desde Las Palmas de Gran Canaria!

    Responder
    • Hola Jair, felicidades por todo.

      Primero decirte que, cuando no recibes ingresos regulares que superen el salario mínimo interprofesional, NO tienes obligación de darte de alta en autónomos. Habérmelo preguntado, hombre…

      Lo del ahorro que haces está genial. Como bien dices, eso te permite arriesgarte o hacer cosas que te apetezcan. Hay una frase de Jurgen Klaric que me encanta: nada más energético que una cuenta bancaria con seis ceros en dólares ?.

      Un abrazo.

      Responder
  19. Hola Agustin, espero se encuentren bien tu y tu familia.

    En Mexico nos llego el trancazo de esto apenas por ahi del 10 de marzo.

    Despues de varios dias esuchando /leyendo/viendo memes, noticias, whatsapp etc del famoso virus.

    Con trancazo me refiero a cierre de negocios, oficinas etc.
    Es decir hace 1 mes toda la rutina de mi pais era normal

    Pasaron los dias y la ola llego.
    y luego se comienza a escuchar de cierre de negocios y empreas, de que si algunos negocios van a quebrar, de que si el gobierno esta ideando planes de apoyo etc.
    Incluso en facebook me dio gracia un post de un grupo de personas exigiendo que se condonara el pago de la energia electrica etc.

    En la television vi anuncio del banco santander que decia algo asi:

    «Estamos contigo, por lo que olvidate por 4 meses del pago de tu credito hipotecaria, automotriz, pyme » o algo por el estilo.

    y yo, un simple oficinista, que nunca he estudiado economia ni nada por el estilo, de hecho lo que estudie no tiene nada que ver con diner pero tuve el siguiente pensamiento:

    A ver, hace apenas el dia de reyes todos estabamos tan ricamente comiendo la rosca con chocolatito caliente, haciendo planes para semana santa, ni si quiera habiamos escuchado la palabra coronavirus y ahora resulta que por 3 semanas de que bajo la actividad economica en el pais ( mexico) ya la gente no puede pagar el recibo de la luz? ya las empresas tienen que cerrar ?

    ¿Es en serio que operas a 3 semanas de la quiebra ?

    Es como ir en una carretera sin acotamiento; cualquier piedrita ,cualquier cerron, cualquier distraccion y te vas al precipicio??

    Como ir conduciendo por la avenida pegadito al coche de adelante sin dejar ningun margen y lo mismo; cualquier frenon ,cualquier error que cometa el de adelante y te estampas.

    Hace un tiempo lei ,no recuerdo en donde, un dicho que dice :
    «shits hapens» haciendo referencia a que la vida por naturaleza es insegura; tarde que temprano un dia se te va a romper un brazo, la chapa del coche, quedarte sin ingresos etc y hoy parece que lo que se rompio fue la naturaleza.

    El año pasado ,mucho antes de esto, me pasaron dos cosas:

    Una persona cercana a mi, me llama al movil y me pide dinero prestado para un apuro de transito de 500 pesos (algo asi como 22 euros), para «evitar» que la grua remolcara su coche porque se habia estacionado en lugar prohibido.

    lo ayude sin pensarlo e hice ningun comentario y preferi tragarme la letania que se me vino a la mente : en serio, 22 euros ? no tienes 22 euros para imprevistos como estos ?

    y eso que es un trabajador por cuenta ajena con buen sueldo nivel ejecutivo, padre de familia y con hijos en colegio de reconocido. Me siento mal estar hablando de el , pero me sorprendio mucho que tuviera que hacer esa llamada telefonica incomoda.

    Eso en el jardin de los ejecutivos por cuenta ajena.

    En el jardin de los «autonomos» atestigue algo parecido ( en esta ocasion no me pidieron dinero, si no que me entere por otros medios)

    resulta que los hijos de este autonomo no pudieron cursar el ciclo escolar por que el negocio de pronto fue mal y no hubo para pagar.

    En julio estuvieron vacacionando en playa y para septiembre del mismo año, que era el inicio del ciclo escolar, el negocio fue mal y no tuvieron flujo para la colegiatura
    en serio ? 2 meses ?

    perdon si me veo criticon, arrogante o no se pero en verdad esas dos situaciones que atestigue me hicieron reflexionar mucho.

    Prsonalmente tengo 1 año de acotamiento financiero, y eso que soy un simple oficinista mis ingresos son menores a esos ejemplos que te he dicho.

    En los ultimos años me he fijado que no importa el nivel de ingresos, no importa el estado civil ,lo que importa es la gestion del dinero que se hace.

    Hace poco fui a mi restaurante favorito ,al que voy unicamente por cierto tipo de Tacos que venden, y resulta que no tenian de esos tascos…porque se les habia acado los ingredientes…

    a ver, que paso aqui? evidentemente fue un problema de gestion del cocinero, de gerente o de quien sea que se encarge de conseguir los insumos.

    Asi pasa con el dinero, lo gestionas mal y de pronto no tienes nada de un dia para otro.

    A mi lo que me ha servido mucho es aplicar la simple y conocida regla de «pagate primero», la tecnica que usan las haciendas en el mundo laboral en cuanto a que primero te quitan el impuesto y luego te dan tu cheque rebanado.

    Pues eso hago yo, primero separo el 10 % de mi salario y luego ya veo como me las arreglo con el resto o lo que es lo mismo «gasta lo que te quede despues de ahorrar»

    y como dices en algun post o libro, no recuerdo, la mente se ajusta a la nueva realidad.
    En mi caso no me ha supuesto ningun sacrificio el no contar con ese 10% por ciento, incluso me he dado cuenta que ha habido meses en que he podido ahorrar un poco mas del 10 %
    de tal manera que en este momento tengo 1 año de acotamiento financiero.

    si la cosa se pone dura en el Pais, si cierra la empresa y me veo en la calle, por lo menos tengo 1 año para reaccionar, tengo varios «metros de distancia» del coche delantero , tengo 1 año de acotamiento, y cuando no se esta estresado por dinero se pueden tomar mejores decisiones.

    Pido perdon a todos si me veo un traidor por hablar de esas personas que son allegados a mi y solo espero que nunca lean este post.

    saludos mexicanos

    Responder
    • Hola Julián. Pues fíjate que yo preferiría que esas personas leyeran el comentario y se enfadaran mucho muchísimo porque así te quietabas gente tóxica de encima, je je.

      Me parece muy sabia tu reflexión y te felicito por tu año de tranquilidad.

      Como bien dices, al igual que en el artículo, da para pensar mucho que se pare la actividad 3 semanas y ya está el planeta entero temblando y mirando cómo va a salir. Eso me hace concluir en que estamos abocados a ser unos borregos esclavizados sin remedio porque no podemos ni parar 3 semanas la actividad. Es increíble el mundo que estamos construyendo, me llevo las manos a la cabeza.

      Un abrazo, Julian.

      Responder
  20. Hola Agustín,
    Como ha reconocido algún que otro lector, yo también creía en el cuento de hadas donde papá Gobierno usaría el sentido común y estaría preparado para tomar decisiones económicas sensatas en situaciones de emergencia. Pero he cambiado totalmente mi visión. En este tiempo de confinamiento he aprovechado para ver todos los capítulos de the Hidden Secrets of Money de Mike Maloney y ha sido todo un descubrimiento, sobre todo el capítulo 4. Al igual que tú, este divulgador de economía explica de forma sencilla lo dificil. Así que, cuando he leido tu artículo, lo he entendido perfectamente. Incluso te diría que me ha hecho que ponga en duda algunas de las razones por las que me creía socialista. Y eso me ha gustado! Un abrazo

    Responder
    • Hola Cristina, no te preocupes, todos alguna vez hemos creído en el ratoncito Pérez y los Reyes magos ?.

      Es sumamente difícil que papá estado pueda tomar decisiones sensatas. Nunca lo ha hecho, y básicamente por dos motivos: uno, no saben, no tienen ni idea, y dos, no tienen dinero. Como digo en el artículo el estado está en bancarrota. Debe más de lo que ingresa y cada vez debe más.

      Con ese panorama, ¿cómo van a ser capaces de ayudarte en una situación de emergencia, como ésta? Aunque quisieran, no están capacitados ni tienen medios. Es como si a ti te piden que construyas un transborador espacial para ir a la luna: ni sabes ni tienes el dinero.

      Por lo demás, y sin entrar en políticas, yo sí creo que las sociedades deben ayudarse y ser solidarias, ya que desde el punto de vista espiritual somos lo mismo. Pero llevar eso a la práctica, cuando tenemos niveles evolutivos y de conciencia tan distintos, es muy, muy díficil. Siempre hay quien se aprovecha… En fin, tenemos un dilema… ?.

      Por cierto, voy a investigar al chico este, Maloney, a ver si tiene algo en español, no lo conocía.

      Un abrazo.

      Responder
  21. Hola Agustín:
    Muy interesante y vigente tu artículo. Es más, está vigente desde que tengo uso de razón y ya tengo muchos años encima. Lo triste es que un porcentaje mayoritario de la gente, independiente del país que hablemos, tropieza una y mil veces con la misma piedra.
    Por experiencia, las crisis se producen regularmente, cada diez años, unas mas leves otras más críticas como la actual. Pero el comportamiento generalizado es casi siempre el mismo. Es más creo que se ha ido aumentando con los años.
    El ESTADO no es una EMPRESA PRODUCTIVA, por lo tanto no genera riqueza. Se limita a recaudar parte de la riqueza que producen sus ciudadanos. Por lo tanto si pedimos que el Estado NOS DÉ, nos dará solo lo que ya nos sacó antes, pero con una diferencia: o ya está devaluado o los «vivillos» que administran los recursos se quedan con una «tajada», (a veces importante como ocurre en Latinoamérica) y a tí te dan lo que sobra.
    Alguién me dijo en una oportunidad: «te sacarán a tí porque lo que es a mí no me sacan nada porque tengo lo justo para vivir». Me costó hacerle entender que el también lo paga con sus carencias. Con una educación deficiente para sus hijos, con un sistema público de salud lamentable, con serios problemas en la seguridad, etc.
    Mis abuelos, casi analfabetos, siempre decían: nunca le pidas nada al Estado, es más, mantenlo lejos. Consigue las cosas por tu mismo y siempre serán tuyas. Si le pides vivirás hipotecado toda tu vida.
    Creo que esa visión de la mayoría de los pueblos de pretender vivir de «lo que le dan» los está llevando a un enorme sufrimiento y más aún en tiempos como el presente.
    Un abrazo.

    Responder
    • Hola José Manuel, te agradezco tu comentario, es sumamente ilustrador y pedagógico.

      Como bien dices, las crisis siempre vienen cada X tiempo y la gente siempre tropieza en la misma piedra. Luego hay quien se queja de que en las crisis siempre son los mismos perjudicados. Claro, si nunca haces nada nunca mejorarás y siempre serás el eterno perjudicado, lógico.

      El gran problema de fondo, como ya hemos comentado, es que la gente es incapaz de asumir las riendas de su vida, es incapaz de valerse por sí misma, de adoptar medidas de previsión, de actuar con inteligencia (profesional, financiera, de cualquier tipo). La gente, en general tiene un nivel pésimo para gestionar lo que sea, y evidentemente en cuanto llega un problema se cae todo el mundo con todo el equipo.

      Por eso a mí me cuesta ser optimista en cuanto a la mejora, en general, de la colectividad y creo que cada uno debe hacer lo posible para mejorar cada vez más y, al menos, que no le arrastre la marea.

      Gracias de nuevo y un abrazo.

      Responder
  22. Agustin buen dia , nada, solo vine a plasmar un pensamiento que me vino y como no tengo donde anotarlo y perpetuarlo , pues lo dejo por aqui:

    «Ahorrar e invertir, si por dinero no quieres sufrir»

    saludos mexicanos

    Responder
  23. Hola Agustín,

    Está claro y llama la atención sobre todo de las grandes multinacionales donde da la sensación que tras pasar apenas dos semanas del confinamiento en los principales países europeos empezaban a salir noticias que necesitarían ayudas, etc… Curioso, para planteárnoslo como sociedad.

    Por otro lado, cuando abrí tu nuevo artículo, mis expectativas eran que tendrías el conejo de la chistera para decirnos que, si hemos sido capaces de ahorrar hasta ahora, dónde o qué podríamos hacer con nuestro dinero para que siguiese produciendo en pasivo.

    Yo he sido un «ciego» en inversión durante muchos años, a pesar de ser capaz de ahorrar dinero incluso cuando tuvimos la crisis famosa del 2008.
    Desde hace relativamente poco tiempo he invertido en fondos de inversión pasiva con roboadvisor (de hecho, seguí tus recomendaciones aquí en tu blog).
    Este «producto» ha ido creciendo en los últimos diez meses, pero lógicamente con la llegada de la pandemia a «occidente» empezó a caer estrepitosamente. He mantenido mi cartera sin tocar y, aunque aun está en pérdidas, va subiendo poco a poco.
    Ahora bien, seguirán siendo rentables a largo plazo?? o será tan duro el «batacazo» que es mejor sacar de ahí mi pequeño ahorro y diversificar en otro tipo de producto?

    Por otro lado también siguiendo algunos blogs, decidí invertir en crowdlending (en mintos), y está arrojando sus frutos, aunque la verdad han sido menores que lo esperado (eso sí, asegurando el pago siempre).
    Seguirán siendo rentables en este periodo, o Mintos en concreto puede estar en riesgo de «quiebra»¿?
    Cual es tu opinion?

    Qué tipo de productos serían interesantes o tú aconsejarías «estudiar» en este periodo?

    Gracias

    Responder
    • Hola Seth.

      En época de crisis todo se ve afectado, por lo que por mucho que diversifiques, estés donde estés siempre te tocará algo.

      Por mucho que bajen las carteras de los robo advisors, la bolsa, etc. esas estrategias son a medio y largo plazo, es decir siempre se recomienda mantener. Aunque cambiaras a otra cosa, no tienes garantía tampoco de que te vaya a ir igual, mejor o peor.

      Si puede quebrar Mintos… poder puede quebrar como todo, yo no soy adivino, no puedo predecir lo que pasará, pero invertir es arriesgar.

      ¿En qué invertir ahora? Yo lo tengo claro, ahora, ayer y siempre, inmuebles, inversiones inmobiliarias. Si puedes hacerlo solo, genial; si no, plataformas de crowdfunding inmobiliario. Este martes próximo publico un tutorial sobre una.

      Mucha suerte y un abrazo.

      Responder
  24. Hola Agustín,

    En primer lugar darte la enhorabuena por el artículo, creo que un gran artículo explicado de forma que todo el mundo entender y en mi caso particular no podría estar más de acuerdo.

    Es muy interesante lo que has contestado a otro usuario sobre el ahorro: Lo que ahorres 50% para tu cuenta de ahorro del banco y el otro 50% para invertir (50% por poner un porcentaje), tengo ganas de leer cuando profundices más en un artículo sobre ese tema

    De nuevo enhorabuena por tu post, ya que los considero muy enriquecedores
    Saludos

    Responder
    • Gracias a ti, Juan Miguel, por leerme. Me alegro que te guste lo que escribo.

      Lo del 50%, como bien dices, es por poner un porcentaje, porque claro, depende de lo que cada uno ingrese o gane. Si ganas un montón quizá no necesitas ahorrar el 50%, y si ganas poco es probable que necesites más. Pero lo importante es la idea, y que cada uno fije sus porcentajes como mejor considere.

      Un abrazo y suerte en todo.

      Responder

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies