Los 10 factores críticos de éxito

Si me pidieran que dijera 10 claves, 10 principios críticos de éxito, es decir 10 puntos en los que creo hay que enfocarse para alcanzar el éxito, diría los siguientes.

Por si no me he explicado, lo que voy a hacer es responder a la pregunta de: Agustín, en general, ¿qué cosas tendría que hacer yo para alcanzar el éxito? Es decir, ¿en qué debo enfocarme, qué debo cultivar, qué debo hacer, en qué me debo centrar?

Los 10 factores críticos de éxito - ¡Compártelo!       

Hoy trato esos 10 factores críticos de éxito. Aunque antes debo decirte algo…

Previamente a centrarte en esos factores críticos de éxito…

Una pregunta que creo que es muy importante para todo es ¿porqué?

¿Porqué haces algo, porqué quieres algo, porqué vas algún lugar, porqué te comportas así…?

Si una vez que obtienes la respuesta sigues preguntándote porqué, y porqué, y porqué… puedes llegar a un lugar desconocido que te sorprenderá.

Por ejemplo: ¿porqué quiero una pareja? Para no estar solo. ¿Porqué no quiero estar sólo? Porque me da miedo. ¿Porqué me da miedo? Y así hasta que te aburras…

Hay cosas que todo el mundo da por hecho, cosas que todo el mundo quiere: éxito, abundancia, salud, amor, libertad, alegría…

Pero en alguna de ellas te puedes llevar una sorpresa cuando te preguntes honestamente si realmente la quieres o no.

Si en realidad a ti el éxito te da igual, a niveles sinceros y profundos, no tienes por qué hacer caso a ningún principio ni a ninguna clave.

Si has llegado a la conclusión de que sí, de que lo quieres, entonces seguimos…

10 principios críticos de éxito

# 1 Pasión

Cada vez que alguien me pregunta (esta misma tarde, por ejemplo), cómo empiezo le digo que determinando lo que le guste, eligiendo lo que le guste. Ese es el primer paso.

Sin pasión no merece la pena hacer nada porque lo vas a pasar mal y antes o después, o lo dejarás si no funciona, o continuarás si funciona convirtiéndote en un persona con dinero pero infeliz.

Si no te gustan las cosas, no las hagas. Este es un principio que tengo muy arraigado en mi vida. Es muy simple. No te gusta, no lo hagas. No tengo mucho más que decir.

Y si eres de natural trágico y consideras que no hay nada que especialmente te apasione en la vida, bueno, podemos conformarnos con algo que te guste, que te divierta. Tampoco hace falta que experimentes orgasmos continuos en lo que hagas, con que te produzca unas aceptables dosis de bienestar y alegría está bien.

Aquí puedes aprender más sobre la pasión por el trabajo…

# 2 Autoestima

La autoestima es otro requisito importante y tiene mucho que ver con la autoconfianza.

Debes entender y aceptar que eres capaz de hacer cosas.

Todos, evidentemente, no somos buenos para todo, pero sí para algunas o muchas cosas. Céntrate en esas y da gracias por tener aptitudes, valores o capacidades determinadas.

Insisto en que todos tenemos cosas buenas en las que enfocarnos. Hacerlo en ellas y no las que nos faltan es un síntoma de sabiduría además de algo muy, muy práctico.

# 3 Enfoque

Lo he dicho muchas veces y es un principio harto repetido en la física cuántica y en un montón de sitios: aquello en lo que te enfocas se expande.

Estoy seguro incluso de que te ha pasado: decides, aunque solo sea fantaseando, que quieres iniciar un negocio de algo, y comienzan a aparecerte imágenes, libros, personas, frases… en relación a ello.

Yo cada vez que quiero iniciar algo me enfoque en ello y comienza a aparecer la información a mi alrededor. Es muy mágico. Todo lo que necesitas ya existe y comienza a desplegarse ante ti. ¡Es tan generosa la vida! Está deseando que alguien quiera comenzar a hacer algo para ayudarle…

¿Y sabes porqué? Porque el universo te necesita para continuar. Y no sigo por aquí porque parecería Paulo Coelho en El alquimista… 😃.

Pero en serio: en cuanto te enfocas en las cosas comienza a aparecer lo que necesitas.

# 4 Formación

Otro clásico.

Creo que nadie dudaría de la importancia de la formación. Lo importante hoy en día es saber discernirla, filtrarla.

Para mí es relativamente sencillo: determino claramente lo que quiero conseguir y aprendo o investigo de aquello que me conduce directamente a ese fin.

Indudablemente cuando te pongas a buscar cosas aparecerá una cantidad ingente de información. La pregunta que debes hacerte antes de zampártela toda es: ¿me lleva esto directamente a donde quiero?, ¿me sirve exactamente para lo que quiero conseguir?, ¿está en relación directa con lo mío?

No basta con que la información sea importante, porque cosas importantes hay muchas. Tiene que ser esencial, directamente conducente a tu fin.

# 5 Dedicación

Esto es a lo que algunos llaman esfuerzo.

La gente dice con la boca grande: hay que esforzarse mucho para llegar a donde quieres…

Bueno, yo simplemente creo que hay que dedicarse a ello.

Evidentemente, si quieres algo debes ponerte a ello, pero eso no significa que tengas que matarte ni que tenga que convertirse en un sinvivir. Significa simplemente que tienes que prestarle tu tiempo y tu energía a aquello que quieres.

Dedicarte a algo, ser constante en ese algo con dulzura, calma y fluidez, acariciando las cosas y no encarándote con ellas, te aseguro que da mucho mejores resultados que agobiarte y enfocarte en lo que te cuesta, lo que te falta o lo que no sabes.

Sin calma, para mí, no hay posibilidad de hacer nada.

Si quieres saber porqué estoy en contra del esfuerzo, aquí tienes mi manifiesto >>>

# 6 Toma de decisiones

Con tus elucubraciones hechas, tus estrategias formadas, tus fines determinados, llega el momento de tomar decisiones.

La toma de decisiones se convierte en un bloqueo importante para muchos, y lo hace por algo que está siempre presente en la vida: no hay nada totalmente bueno ni malo (si no, sería muy fácil). Las cosas tienen aspectos negativos y aspectos positivos y hay que calibrar, hay que usar la balanza.

Dado que, a la hora de decidir, te encontrarás con que ninguna decisión es la óptima, porque siempre habrá cositas o aspectos que no te gusten, la solución para mí es muy sencilla: adopta la decisión menos mala, la que menos inconvenientes te presente.

Haría esto, pero es que…

Ya, por eso te he dicho que no hay nada perfecto, escoge lo que menos inconvenientes te plantee…

# 7 Acción

Paso siguiente sin el cual no conseguirás ni éxito ni nada: pasar a la acción.

Otra clásica oportunidad para bloquearte.

Es que tengo miedo…

Bueno, pues lo haces con miedo y ya se te pasará…

Yo a veces me digo que tengo que intentar conseguir que las cosas se produzcan por arte de magia, sin moverme del sofá de casa, sería tan cómodo… Pero aún no lo he conseguido 😃.

# 8 Coherencia

Me parece muy importante ser coherente en todo y no creo que pueda alcanzarse el éxito sin este requisito.

Siempre he dicho ser coherente es presentar una concordancia entre lo que dices, lo que sientes, lo que piensas y lo que haces. Siento algo, lo pienso, lo digo y lo hago.

En el caso concreto que tratamos en este artículo creo que debe haber una gran concordancia entre lo que persigues, lo que decides, lo que haces… Básicamente que tiene que haber una gran correspondencia entre los 10 principios que estamos tratando en este artículo. Todo tiene que estar perfectamente alineado y deslizarse fluidamente para conseguir un todo homogéneo.

# 9 Responsabilidad

Imagino que no serás de esos que le echan la culpa a todo el mundo.

Los ricos le echan la culpa a los pobres, los pobres le echan la culpa a los ricos… y todo el mundo le echa la culpa al gobierno (cuando al gobierno lo han elegido ellos).

Creo que no merece la pena dedicar mucho tiempo a esto. Las personas tienen que ser responsables y asumir las consecuencias de lo que hacen. El único causante de todo es uno mismo.

El único causante de todo es uno mismo - ¡Compártelo!       

Cuando algo me ha salido mal, sinceramente, no se me ha ocurrido echarle la culpa a nadie. Me ha salido mal, por algo será, algo habré hecho mal.

Una de las cosas más patéticas es cuando los emprendedores fracasan estrepitosamente con un producto y le echan la culpa al mercado, que al parecer no está preparado, o a la gente, que es tonta… Yo me muero de la risa y digo: pobrecito, el mundo no te comprende, no está preparado para recibir la verdad de un mesías como tú… Y me parto.

# 10 Aceptación

La aceptación es corolario de lo anterior.

Hay que aceptar la realidad, las consecuencias, los resultados… Hay que aceptar que el mundo es como es y no enredarnos en luchas mentales.

Como ya he escrito sobre esto, no me extiendo mucho más.

Aquí puedes aprender más sobre la aceptación de la realidad >>>

Y antes de acabar, habrás visto que no he hablado del talento como uno de los principios claves.

Para mí no es fundamental. Puedes no ser bueno en algo y aprenderlo. Hoy en día las posibilidades de formación y aprendizaje son infinitas. Y muchas veces gratis. No creo que tengas que ser un lince en algo para triunfar. Aunque no seas bueno en algo, si te gusta, te enfocas y te formas puedes triunfar igualmente.

Y bien, ¿te gustó el artículo? ¿Añadirías algún principio o clave más?, ¿crees que falta algo?

Y por favor, ¿lo compartirías en tus redes? Desde ya te doy un millón de gracias… 🙏

The following two tabs change content below.
Escritor, formador y emprendedor. Hablo de libertad financiera, ingresos pasivos, infoproductos, crecimiento personal, talento y conocimiento. Me encantaría ayudarte a llegar a ese lugar en el que eres realmente tú y puedes generar riqueza. Mi lema: somos creadores, somos libres. También: libertad personal + libertad financiera = libertad total. (Si no quieres perderte nada, te invito a formar parte de la comunidad aquí).

4 comentarios en «Los 10 factores críticos de éxito»

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies