Riqueza: las cosas que no te contaron

Hay muchas ideas e interpretaciones sobre la riqueza, al igual que sobre casi todo. Algunas están profundamente equivocadas y de otras apenas se habla.

A continuación, lo que yo pienso.

¿Qué cree la gente que es la riqueza? ¿Qué cree la gente que hay que hacer para conseguir riqueza y abundancia?

Para algunos, los más, la riqueza es ser rico, es decir tener mucho dinero. Pero, ¿de qué te vale tener mucho dinero si todo debes emplearlo en pagar deudas? ¿De qué te sirve si para conseguirlo tienes que trabajar de forma activa y continuada? Eso no puede ser riqueza porque no conlleva libertad financiera ni libertad personal.

Hay quien cree que para ser rico hay que hacer muchas cosas, tener muchas ocupaciones, ir de acá para allá como loco recogiendo cantidades de aquí y cantidades de allá. Sin embargo, no tiene más quién más hace sino quien mejor hace. Las claves de la productividad sirven para algo, entre otras cosas para no perder el tiempo y centrarse en lo importante. Además, una sola cosa que funcione bien, como el blogging, por ejemplo, replicada hasta el infinito, suele ser más rentable que múltiples pequeñas cosas que reporten múltiples pequeños ingresos. Además, cansa menos, cosa que con los años se agradece, así que, como siempre, cabeza.

Otros (cada vez menos, claro) siguen pensando que el coleccionismo de títulos, masters, grados, postgrados, semigrados… otorga más papeletas en el sorteo de próximos ricos. Bueno… pueden esperar…

También los hay que se enfocan casi en exclusiva en la nueva moda: los idiomas, para ser los más políglotas del mercado y llamar la atención de las grandes multinacionales, esas que pagan mucho. Sí, lo sé, saber inglés es importante, pero tampoco hace falta poder traducir al detalle instrumentos de costura del siglo XVII. Y tampoco hace falta que un niño desde los 3 hasta los 17 años esté internado en un colegio británico para aprender el idioma mejor que los nativos. Después sabemos mucho inglés, sí, pero ¿qué hay de lo otro? Puede ser que no  tengamos creatividad ni inventiva alguna, o no sepamos gestionar los conflictos, o no tengamos la serenidad suficiente para utilizar todo el poder de la mente, o no podamos resolver las cosas por nosotros mismos, o nos creemos dependencias, esperando que alguien nos busque para ofrecernos algo sin saber tomar la iniciativa… ahora, eso sí… sabremos traducir a los clásicos del siglo IV inglés.

Entonces, ¿cuáles son los factores clave de la riqueza?

No voy a hablar de lo que estarás harto de oírme decir si me lees: ingresos pasivos, automatizaciones y todo eso.

Voy a hablar de lo que digo en el título, de lo que quizá nunca te han contado. Advierto que incluyo cosas metafísicas y espirituales, o sea que si eres de mentalidad (casi) exclusivamente científico-materialista, igual te pones de los nervios o dudas de mi salud mental. Lo segundo no me importa, lo primero sí, no quisiera que enfermaras por mi culpa 🙂 .

Las cosas a tener en cuenta son las siguientes:

Para ser rico hay que gastar

Ingresar también, pero igualmente gastar.

La abundancia es un concepto que se gestiona en el subconsciente, y éste cuando habla de riqueza lo hace tanto en su forma pasiva como activa: abundancia y riqueza lo son tanto a la hora de gastar como a la hora de ingresar; ambas son manifestaciones son de prosperidad y representan lo mismo, el inconsciente no las distingue.

Si eres de los que miran con recelo lo que sale de su bolsillo, o tan solo quieres ingresar para invertir más y más, o en general eres más de recibir que de dar, has de saber que cumples solo una fase del ciclo y la energía no circula correctamente. Tu inconsciente, por tanto, no recibe el mensaje/orden correcta.

La perfección no importa, la impecabilidad sí

No importa hacer las cosas a la perfección, porque la perfección no existe. Siempre puedes ganar más, emplear menos tiempo, hacerlo mejor, ahorrar más costes, etc. Nunca acabas.

Lo que importa es la impecabilidad: dar lo mejor de ti en cada momento. Hacer las cosas lo mejor que puedas, entregarte por completo con tu mejor actitud y propósito y honrar lo que haces como la mejor expresión de ti.

Siéntete orgulloso de tu trabajo y agradece la perfección imperfecta que representa para ti ese momento respecto a los anteriores. El universo, entonces, también te honra y te colma de lo que mereces en correspondencia a tu actitud.

Atención con las programaciones mentales

Creemos que elegimos, pero somos los que menos nos enteramos de todo.

Alguien decía que cuando crees elegir estás asintiendo silenciosamente a lo que el destino te tiene reservado.

Yo pienso que cuando crees elegir estás respondiendo automáticamente y como acto reflejo a la programación mental acumulada por:

  • Décadas de historia familiar
  • Siglos de memoria celular de la humanidad
  • Circunstancias educativas de tu vida actual
  • Entornos de cada uno con los que tendemos a mimetizarnos…

Y no sigo porque no tendría fin.

Si crees que tú eres tú y eliges, yo me lo haría revisar. Eres el resultado de todo lo que desde tiempos inmemoriales golpea sobre ti, te abduce y te arrastra hacia sí impidiéndote un grado de conciencia mínimo como para elegir sobriamente.

Por eso, como decía, ¡atención a los programas mentales!

Apaga el termostato

En Los secretos de la mente millonaria y otros libros se habla del termostato financiero. Tenemos una mente adaptada a vivir y desenvolverse en un cierto nivel de riqueza y, pase lo que pase a lo largo de los días, tiende a recolocarse automáticamente en ese nivel (en la temperatura que marque el termostato).

Puedes tener un nivel de cientos de euros al menes (ganas más o menos unos cientos de euros y los gastas), o de miles de euros, o de decenas de miles de euros… Sea cual sea tu nivel, ganas y gastas de manera que te colocas en el mismo nivel y resulta casi imposible subir del mismo, porque aunque un mes tengas un extra de dinero te surge un impedimento inesperado y lo gastas.

Para subir la temperatura del termostato es buena estrategia el primer punto anteriormente citado, gastar, porque de esa manera demuestras al subconsciente que puedes jugar en otra liga y él, a la vista de eso, crea las situaciones que permiten ingresar para gastar y jugar en ese otro nivel.

Lo importante es el poder personal

Y sí, es muy importante el marketing, los planes de acción, las estrategias, los estudios de mercado, los costes… Sí, todo eso es muy importante, pero el poder personal te otorga en un instante más que todo eso.

El poder personal es lo que determina lo que recibes. Si es elevado, estás en el lugar y el momento adecuado donde se produce lo que se tiene que producir para que tú resultes beneficiado. Tu poder personal te coloca ahí y tú experimentas los beneficios. Estás en el lugar y hora correcto.

Lo importante es el poder personal, que te colocará en el lugar y hora adecuado - ¡Compártelo!          

El poder personal ni es gratis ni se compra. Se crea y se acumula, y a fuerza de ir trabajándolo y teniendo cada vez más te colocas en mejor situación.

El poder personal exige las siguientes premisas:

Y la culminación de todo ello: hallarte en un estado impecable de ser. Esto tiene relación con la impecabilidad de que hablábamos antes. Y con lo que he dicho muchas veces: no importa lo que haces, sino lo que eres. Y con lo que también he repetido mucho: lo que importa es el crecimiento personal.

Voy a revelar una primicia mundial. La primera. Nunca hasta ahora he dicho esto. Bueno, quizá lo haya dicho pero no con estas palabras. Y es algo muy personal. Ahí va: mi vida tiene como único objetivo alcanzar un estado impecable de ser, porque eso me permite el conocimiento y la liberación en todos los sentidos.

Se puede ser rico con tiempo

Volviendo a la realidad, también es cierto que el dinero no es la única medida de riqueza. Puede serlo el tiempo. A fin de cuentas, ¿eres rico si tienes dinero pero no tiempo en qué gastarlo? ¿Si no tienes, en general, tiempo en tu vida para nada?

Esto tiene otra variante: No es más rico quien más tiene sino quien menos necesita. Si tienes mucho menos que otros, pero no necesitas gastar tanto, quizá eres más rico que ellos. Hay personas que son muy ricas con unos cientos de dólares al mes, por ejemplo: viven en países de nivel de vida bajo, no tienen préstamos, carecen de coche, no tienen vivienda que pagar, les da igual la ropa que usen… Son ricos… Tienen más de lo que necesitan y les sobra.

El dinero es importante… mientras no lo tienes

Y en breve lanzaré la segunda primicia mundial. Ahora, dentro de un poquito :).

Lo que quiero decir es que el dinero es importante hasta un punto, concretamente hasta el punto en que ya no lo necesites.

Cuando puedes pagar tus gastos y te sobra para ahorrar y caprichos, ¿qué importancia tiene el dinero, para qué quieres ser rico? Por eso el dinero tiene su importancia mientras no lo tienes. Cuando ya no te hace falta, necesitas algo más, requieres de un aliciente mayor para hacer las cosas (pasión, altruismo…).

Segunda primicia mundial: (no hay nada como el autoconocimiento) cuanto más tengo más me doy cuenta de que menos necesito.

Por eso, en mi caso personal, cuando hago lo que hago es porque me gusta y porque siento que tengo que estar al lado de muchas personas (en las diversas facetas de lo que hago). No necesito hacer más dinero y no necesito más fuentes de ingresos. Necesito continuar el recorrido en mi búsqueda personal: alcanzar un estado impecable de ser que me lleve al conocimiento y la liberación.

El conocimiento también es riqueza y la liberación es la culminación de todo conocimiento.

El conocimiento también es #riqueza y la liberación es la culminación de todo conocimiento - ¡Compártelo!          

Pero, volviendo a la realidad ordinaria, lo que es necesitar cosas necesito muy pocas. Me da igual la ropa, me dan igual los coches y no necesito alternar en grandes círculos de poder (al margen de que, evidentemente, me echarían).

Cuidado con la boca

No porque por la boca muera el pez, sino porque por la boca sale el lenguaje que utilizamos, y el lenguaje crea la realidad.

→ El primer nivel de creación es el pensamiento.

→ Acto seguido sentimos y experimentamos emociones de acuerdo a lo que pensamos.

→ Acto seguido tomamos la decisión de actuar en consecuencia.

→ Y continuamos expresando a través del lenguaje todo lo anterior, haciendo nexo de unión de esta forma del mundo interior con el mundo exterior.

El lenguaje, en ese nivel, crea realidad. Y sentencia. Y determina. Hay que llevar cuidado.

El lenguaje crea la realidad, así que… vigila tu boca - ¡Compártelo!          

Por eso un poderosísimo ejercicio que puedes hacer es vigilar el lenguaje que utilizas hasta el punto de convertirte en policía detective de las palabras que piensas emitir.

Yo intento (no lo consigo siempre, claro):

  • No emitir quejas, críticas o lamentos (si algo es una porquería, lo es, es cierto, simplemente no lo digo).
  • No utilizar expresiones en negativo (no quiero esto, no me gusta esto, no voy a hacer esto…).
  • Su opuesto: utilizar expresiones en positivo (quiero esto, ésta es mi decisión, me gusta esto…)
  • Relacionado con lo anterior: practicar la amabilidad y el agradecimiento, porque sé que elevan el nivel vibratorio de las situaciones y provocan sutiles cambios en las personas.

La utilización correcta del lenguaje es super importante si además tienes hijos, porque estás creando y contribuyendo (de manera inconsciente, ya lo sé) a las creencias que tengan en el futuro, y éstas pueden ser muy limitantes sin quererlo.

Por eso, mi opinión:

Expresiones a evitar con los niños: no queda de esto, hace falta más, se ha agotado, no podemos pagarlo, lleva cuidado de que no se acabe, es demasiado caro, papá no tiene dinero, espera a fin de mes… Y ya, por supuesto, las suburbiales: cuando seas mayor te lo compras o con tu dinero haces lo que quieras.

Todo lo anterior transmite carencia y estás creando un sentimiento de carencia, que es lo opuesto a la abundancia. Estás lanzando el mensaje de que no se puede o no hay.

Personalmente intento que mi lenguaje transmita la idea de que hay abundancia de todo y no falta de nada (cosa cierta), sabiendo que sin embargo no todo hace falta ni hay porqué tenerlo, pero que en caso de que se quiera es posible y simplemente hay que hacer las cosas necesarias (generar los ingreso necesarios) para disponer y disfrutar de ello. Esto, claro está, no se lo explicas así a un niño, pero la idea es esa.

No olvides que eres responsable de la vida que has traído al mundo, y tus hijos te han elegido a ti para que les instruyas en el camino, así que, por favor, pon de tu parte, intenta hacerlo lo mejor que puedas. Ya sabes que no es imprescindible la perfección, tan solo intenta dar lo mejor de ti. Impecabilidad 🙂 .

PD.- Si quieres comenzar a crear riqueza en el mundo material con fórmulas y estrategias probadas y automatizadas, recuerda que aquí tienes a tu disposición 100 ingresos pasivos.

Y ya, para acabar, ¿compartirías el artículo en tus redes, por favor? Muchas gracias! 🙂

The following two tabs change content below.
Escritor, formador y emprendedor. Hablo de libertad financiera, ingresos pasivos, infoproductos, crecimiento personal, talento y conocimiento. Me encantaría ayudarte a llegar a ese lugar en el que eres realmente tú y puedes generar riqueza. Mi lema: somos creadores, somos libres. También: libertad personal + libertad financiera = libertad total. (Si no quieres perderte nada, te invito a formar parte de la comunidad aquí).

12 comentarios en “Riqueza: las cosas que no te contaron

  1. Buenas! Aquí Jaír, de EfectiVida. Excelente artículo. Muy currado, la verdad. Me gusta mucho lo de cómo el lenguaje modifica la realidad, y es que, a diferencia del lenguaje escrito, al hablar lo hacemos sin filtros. Igual nos vendría bien grabarnos y escucharnos de vez en cuando para analizarnos.
    Por cierto, lo de que intentas ayudar a las personas, doy fe, pocos se toman la molestia de dedicar tiempo a responder una consulta como es debido. Adelante! Saludos desde Canarias!

    • Gracias Jair. Qué gustito estar en Canarias 🙂
      El lenguaje escrito puede producir efectivamente malentendidos, porque no se ven los gestos, las entonaciones… Pero claro,tampoco podemos hablarlo todo. La práctica de la vida debería llevarnos a hacer las cosas en general cada vez un poquito mejor, a ser cada vez un poco más maestros en todo… Y seguro que con dedicación y conscientemente podemos conseguirlo 🙂

  2. Hola Agustín,
    Me ha encantado el post de esta semana y me he sentido muy identificada contigo acerca de dos cosas para mí fundamentales:

    1º Ver la perfección en un mundo imperfecto. Como tú la llamas “La perfección imperfecta”.
    Muchas veces me veo contemplando lo imperfecto que es todo y lo perfecto que es al mismo tiempo y me siento bendecida por ello. Eso me hace descargar mi mente de frustraciones y complejos tontos que no te dejan ser lo mejor que puedes llegar a ser y ver que TODO es perfecto.
    2º Tiene que ver también con el Ser. “Alcanzar un estado impecable del ser”.
    Esa es también mi última instancia, salvo que, dicho de otra manera. jaja

    Así que te felicito y te mando un fuerte abrazo.
    Gema

    • Gracias, Gema, me alegro que te guste el artículo y que compartamos esa vibración parecida. Nos quedamos con las ganas de saber cómo llamas tú a “alcanzar un estado impecable de ser” :).

      Un abrazo.

  3. Agustin, buenos dias, vivo en México, soy un hombre de 44 años, con esposa y 2 hijos, soy empleado con un ingreso menusal en USD de 1111. Me interesa aprender sobre inversiones pero la realidad economica el Latinoamerica es diferente que en Europa. Cual es tu sugerencia para mi?

    • Hola Ariel. Con independencia de donde vivas, la esencia de las inversiones y negocios es la misma. En todas partes puedes acometer inversiones inmobiliarias, invertir en bolsa, en criptomonedas, crear negocios on line, escribir libros, etc. Lo único que variará son las plataformas a través de las que puedas hacerlo. Si quieres ir configurando una estrategia de ahorro periódico con vistas a crear un fondo de ahorro, te recomiendo este artículo: https://agustingrau.com/fondo-de-ahorro-plan-de-ahorro/.
      Un abrazo.

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies